Autoridades locales de la región debaten medidas para promover la transparencia y la rendición de cuentas

21 nov 2013

Ciudad de Panamá, 21 de noviembre de 2013. El papel de los gobiernos locales está siendo cada   vez más importante para las democracias de América Latina y el Caribe. Las autoridades locales en la gran mayoría de países de la región son ahora elegidas por el voto ciudadano y están asumiendo nuevas responsabilidades en materia de políticas públicas de desarrollo humano. En este marco se espera de las autoridades locales y poderes legislativos locales una mayor transparencia, una clara rendición de cuentas y la adopción de eficaces medidas anticorrupción, todos estos temas de un debate convocado en Panamá por el Programa de las Naciones Unidas para el Desarrollo (PNUD). Del encuentro participaron autoridades locales provenientes de Argentina, Belice, Colombia, Brasil, Chile, Costa Rica, El Salvador, Jamaica, México, Perú y Panamá.

“Los gobiernos locales tienen mucho que contribuir al logro de los Objetivos de Desarrollo del Milenio (ODM), y la falta de transparencia y rendición de cuentas puede ser un gran obstáculo en ese camino. El PNUD propone abordar de manera integrada los desafíos para promover la gobernabilidad democrática a nivel local, incluyendo políticas de transparencia y rendición de cuentas para el desarrollo, la buena gestión pública y la institucionalización de una ética para el servicio público,” señaló Gerardo Berthin, Asesor Regional de Políticas de Gobernabilidad y Descentralización del PNUD.

Patrick Keuleers, Oficial a Cargo del Grupo de Gobernabilidad Democrática, Dirección de Políticas de Desarrollo del PNUD, destacó que “el gobierno local es un mecanismo clave para la representación y la participación inclusiva, para el fortalecimiento de la cohesión social y la conformación de relaciones legítimas entre Estado y sociedad, como requisitos previos para la reducción de la pobreza y las desigualdades”.

El diálogo con las autoridades locales brindó una oportunidad para generar una aproximación al estado de la situación en temas de gobernabilidad local y descentralización en América Latina desde la perspectiva de las autoridades locales. Se destacó, entre otros aspectos, la importancia de la asignación financiera y de capacidad de recaudación impositiva para canalizar reclamos ciudadanos, la necesidad de garantizar el acceso a la información pública y la necesidad de fortalecer las competencias locales para incluir salud, educación y seguridad ciudadana.

Entre otras autoridades, participaron del foro Juan Carlos Carola, Fiscal General del Gobierno Provincial de la Pampa, Argentina; Hilberto Campos, alcalde de Corozal, Belice; Antônio Carlos Pannunzio, alcalde de Sorocaba, Brasil; Carlos Cuadrado Prats, Alcalde de Huechuraba, Santiago, Chile; Víctor Hugo Chavarría, alcalde de La Alajuelita, Costa Rica; Luis Carlos Delgado, gobernador del Departamento de Tolima, Colombia; Natalia Abello, Secretaria General de la Alcaldía de Barranquilla, Colombia; Brenda Ramsay, alcaldesa de la Parroquia de Manchester, Jamaica; Luis Antonio Zapata Guerrero, alcalde de Querétaro, México; Omar Candia Aguilar, alcalde de Alto Selva Alegre, Perú; Carlos Ramos, alcalde de San Pedro Masahuat, El Salvador. En tanto, de Panamá participaron los alcaldes Temístocles Javier Herrera, de La Chorrera; Héctor Carrasquilla, de San Miguelito; Manolith Samaniego, de Arraiján; Yira Molinar, de Santa Isabel; Roxana Méndez, de Ciudad de Panamá; Francisco Vigil, de David; Dámaso García, de Colón; Mario Escobar, de La Pintada; y Manuel Delgado, de Chagres.

Según la Comisión Económica para América Latina (CEPAL) y la Organización Mundial de Ciudades y Gobiernos Locales Unidos (UCLG) entre varias otras organizaciones, la región cuenta con cerca de 17,000 unidades de gobierno local y/o sub-nacional. A la vez, y según datos del Banco Interamericano de Desarrollo (BID), el promedio del gasto público ejecutado por los gobiernos subnacionales saltó de menos de 10% en los primeros años de la década del 80 a un 25% en el 2010. Las estadísticas demuestran que los gobiernos locales ya son responsables de más del 50% de la inversión pública y de la provisión de la mayor parte de los servicios. Brasil y Argentina –países federales- superan el 50% del gasto del gobierno general efectivamente descentralizado. Gobiernos intermedios y locales de Perú, Colombia, México, Bolivia y Ecuador ejecutan entre el 32% y el 22% del gasto gubernamental total, mientras países como Chile y Uruguay han descentralizado en torno al 13 o 14% del gasto gubernamental total.

Tales datos señalan con claridad la incidencia clave de los gobiernos locales en el manejo del presupuesto público general. De ello se desprende el impacto que tienen la falta de sistemas efectivos de transparencia y rendición de cuentas en el desarrollo humano de un país.

“El ámbito más efectivo para promover la trasparencia y rendición de cuentas puede ser el local, pues es allí donde cualquier indicio de desvío de recursos o del mal uso de los mismos puede afectar directamente la vida de la ciudadanía”, agregó Berthin.

Un mayor desarrollo humano depende de factores como la mayor transparencia en las instituciones, mejores niveles de integridad y rendición de cuentas en la gestión pública, y un mayor control y vigilancia por parte de una  ciudadanía activa y participativa que cuente con herramientas de acceso a la información pública y con estrategias de auditoria social. Esto se evidencia, por ejemplo, con los casos de desvíos de los recursos públicos que podían ir dirigidos a servicios sociales, viéndose perjudicados principalmente aquellos sectores y grupos más desfavorecidos. Al mismo tiempo la falta de transparencia y rendición de cuentas afecta la calidad democrática y alimenta la percepción de corrupción y desigualdad.

El PNUD en los dos últimos años ha apoyado unos 70 proyectos relacionados a temas de transparencia y rendición de cuentas en América  Latina y el Caribe, muchos de estos en al ámbito local.  La mayoría son proyectos de desarrollo humano con componentes de transparencia y rendición de cuentas.   

Contact Information

Para más información: pablo.basz@undp.org